Garzón: Si vienen por el cierre de YCRT y de la Megausina, tendrán que pasar por encima de todos los Santacruceños


Antes los dichos desagradables del Ministro de Energía de la Nación Javier Iguacel desde ATE Santa Cruz advertimos al Gobierno Nacional que los trabajadores mineros y santacruceños en general no permitiremos la falta de respeto a nuestra historia, a nuestra identidad y a nuestro enclave industrial en la cuenca carbonífera como lo es la Empresa Estatal YCRT y la Megausina.

El Gobierno Nacional esta destruyendo el estado, sus empresas y las fuentes de trabajo, y sumado a esa estrategia el Ministro de Energía fue explícito al indicar que YCRT no es viable y que actualmente “está cerrada” que no sirve para nada y no funciona, ni va a funcionar nunca, porque no hay carbón.

Desde nuestra organización sindical llamamos a todas las entidades sindicales, partidarias y sociales a defender nuestra soberanía como provincia y generar todas las herramientas democráticas para no admitir el capricho de la no terminación de la Megausina y el cierre de la Empresa Estatal YCR en Río Turbio, que sutilmente, con el desprestigio hacia los sindicatos que componen la intersindical, se suman los aprietes y amenazas, que intenta ejecutar un Gobierno que bajo la excusa del déficit Fiscal llena los bolsillos de acreedores externos y fuga divisas generando el actual escenario recesivo para justificar el brutal ajuste.

Santa Cruz es tierra de carbón, de petróleo, gas, mar, turismo, minería etc, pero también de trabajo y olvido, somos una tierra que vivió la Patagonia rebelde y la matanza de los trabajadores rurales, siempre fuimos el patio trasero de la patria y no admitiremos que nuevamente un gobierno centralista y oligarca abandone una obra crucial para la vida de dos comunidades identificadas con la extracción de carbón, dos ciudades que nacieron y se desarrollaron con el trabajo sacrificado en las entrañas de la tierra y que con la transformación del recurso en energía vio salir a la superficie finalmente el fruto de generaciones y generaciones de mineros que soñaron con el carbón transformado en energía para trasportarla al país.

Al Secretario de Energía le informamos que según los últimos estudios en la cuenca Carbonífera hay una reserva proyectada de 450 millones de toneladas de carbón, volumen que podría abastecer por 150 años los requerimientos de producción de la Central Termoeléctrica de 240 MW que se está construyendo.

Lea también:   Garzón: “Desde el 2015 a la fecha las heladeras se vaciaron, las rutas quedaron desérticas y  los argentinos se hundieron en la pobreza”

Asimismo desde le informamos al devenido Secretario que son dos los municipios que dependen exclusivamente de la extracción del carbón, miles de familias dependientes directa e indirectamente del Carbón a parte de ser un lugar estratégico de soberanía para nuestro país.

Esta megausina fue diseñada para ser nutrida con carbón y la inversión que resta por parte del Gobierno Nacional para adaptar lo Frentes fue anunciada con bombos y platillos por parte de la actual Intervención, funcionarios y legisladores nacionales. Sin embargo comprendemos que la administración de Macri ya ha tomado la decisión de desindustrializar el país con la apertura de importaciones y a dolarización de la economía, por lo que nuestro caso no es una excepción, y la única manera de impedirlo será la lucha organizada y la resistencia.

A la sociedad en su conjunto le decimos que es imperioso la defensa de la YCRT y de la megausina porque generará 240 Megas que podrán ser vendidos al interconectado nacional, pero también utilizados dentro de la provincia para abaratar la energía de consumo residencial, pero también para la generación y radicación de industrias que generen desarrollo sostenido. Asimismo advertimos que la corporación mediática en complicidad con el poder económico y el Ejecutivo Nacional trabajan sobre la opinión pública con permanentes noticias negativas sobre el enclave minero, por ello debemos trabajar informar y organizarnos. Si vienen por la Usina tendrán que pasar por encima de todos los santacruceños.