Reyes: Pide al estado por las familias que quedaron afuera del ingreso familiar de emergencia


La Diputada Nacional Roxana Reyes presentó un Proyecto para que el Ejecutivo Nacional exija que le informen a ANSES la totalidad de las bajas de personal en los todos los organismos estatales para de esta forma puedan acceder al Ingreso Familiar de Emergencia.

KW Diseño
Reyes explicó que se trata de una medida necesaria para ayudar a aquellas personas que hayan sido despedidas o desvinculas y que hoy los empleadores no han cumplido con la obligación legal de informar la baja  por lo que no están pudiendo acceder al beneficio de 10 mil pesos que dispuso el Gobierno Nacional.

“Pedimos que se reabra la inscripción al ingreso familiar de emergencia o que se revean las solicitudes denegadas porque sabemos que hay familias que quedaron afuera”, sostuvo Reyes; quien agregó que “desde hace tiempo venimos diciendo que no se notifican las bajas al ANSES desde la provincia u otros entes y por ese motivo ahora se niegan beneficios”.

La Diputada dijo que en esta situación hay muchas familias santacruceñas, y puso como ejemplo a los trabajadores despedidos de organismos como YCRT – Yacimiento Carbonífero Río Turbio, ANSES o PAMI y de entes provinciales o municipales que no pueden acceder al beneficio porque aún no han sido comunicadas las bajas a la ANSES.

Lea también:   Blassiotto busca créditos para emprendedores

“El avance de la pandemia y la recesión económica que está causando golpea a todos los sectores por igual pero aún más a quienes están sin trabajo y por cuestiones burocráticas no pueden ser ayudados”, manifestó, y agregó: “Como todos sabemos el pasado jueves 27 de febrero se despidió  un número de 419 trabajadores en la empresa Yacimientos Carboníferos Río Turbio y también en los últimos meses  se han registrado despidos o desvinculaciones en otros organismos del Estado Nacional como  Anses y  Pami y de los municipios y provincias”.

Para la Diputada esta situación ya venía dándose en la Provincia de Santa Cruz y en particular en el Ministerio de Desarrollo Social de la provincia, quien se negó sistemáticamente a informar las altas y bajas de personal al ANSES impidiendo de esta forma el acceso a los beneficios respectivos a quienes estaban en situación de desempleo.

“Ante la situación crítica que nos encontramos atravesando, la inexistencia de un ingreso en los hogares de los argentinos hace insostenible el cumplimiento de las necesidades básicas por parte de la población, y es el Estado quien tiene la obligación prioritaria de hacer cumplir las normas y garantizar a todos los habitantes por igual el acceso a los beneficios establecidos con alcance general”, insistió Reyes.